Para acceder a este vídeo, solicite acceso al departamento comercial.

Foto del vídeo

Miguel Ríos insiste en la importancia de cuidar la salud mental

Miguel Ríos insiste en la importancia de cuidar la salud mental: "A Verónica la conocía, me parecía una mujer maravillosa. Teníamos la misma foniatra y yo me la encontraba y era una chica que sabía muchísimo de voz, una de las voces más personales, pero la salud mental es algo que hay que mirar y no solo porque a Verónica tomara esa decisión sino porque está flotando en el ambiente por la pandemia y muchísimo antes que la pandemia. Igual que vamos al doctor del hígado, tendríamos que ir al doctor de las neuronas y eso es así, y no entiendo como en una sociedad tan avanzada como la nuestra pueda haber algún tipo de tabú o algo parecido respecto a eso y que no sea la seguridad social quién esté abanderando eso me parece simplemente bochornoso". El cantante celebra el '40 aniversario Rock & Ríos' con dos conciertos en marzo: "El asunto de hacer este concierto se han dado muchas circunstancias para poder hacerlo. Ya estamos todos los que lo hicimos en una edad un poco avanzada y sin embargo teníamos disponibilidad de hacerlo menos el batería, Sergio Castillo, y Paco Palacios que murieron, pero el hecho de poder hacer este concierto con la misma banda y con la gente que va a sustituirlos que uno es el hijo del productor del disco y el otro es el productor mío, le da ese toque de familiaridad que queríamos. También hemos pensado el concierto de una manera colectiva, menos individual, ¿no? Una forma en la que vamos a invitar a gente a cantar conmigo, no va a ser una cosa donde yo voy a estar cantando y nada más, y va a haber gente de distintas generaciones cantando canciones que para muchos de ellos no habían nacido cuando las habíamos hecho". Miguel Ríos explica cómo se está preparando para el esperado reencuentro: "Yo estoy activo, sigo haciendo bolos entonces la parte vocal no está La parte física pues no me voy a poder poner en las mallas de rayas que tenía, pero yo creo que va a ser un concierto diferente. Va a ser más emocional que energético, o sea yo creo que va a haber una energía enorme, pero creo será una energía provocada más por la emoción que por la velocidad. Yo espero que con los músicos que lo vamos a tocar, con las canciones que vamos a tocar y con el cariño y el amor de todos los compañeros que van a venir yo creo que va a ser algo bonito, pero siempre queda la incógnita. Yo vivo en pleno sacerdocio, hago todos los días deporte, intento no pasarme Bueno, la época de las golosinas pasaron y entonces ahora hay que cuidarse". En cuanto a si le pide un deseo al 2022: "El deseo es seguir vivos". Total Miguel Ríos: - Bueno, Miguel, que emoción poder revivir esos días tan especiales con esos dos conciertos en marzo después de cuarenta años, ¿no? - Sí, fíjate que el asunto de hacer este concierto se han dado muchas circunstancias para poder hacerlo. Ya estamos todos los que lo hicimos en una edad un poco avanzada y sin embargo teníamos disponibilidad de hacerlo menos el batería, Sergio Castillo, y Paco Palacios que murieron, pero el hecho de poder hacer este concierto con la misma banda y con la gente que va a sustituirlos que uno es el hijo del productor del disco y el otro es el productor mío, le da ese toque de familiaridad que queríamos. También hemos pensado el concierto de una manera colectiva, menos individual, ¿no? Una forma en la que vamos a invitar a gente a cantar conmigo, no va a ser una cosa donde yo voy a estar cantando y nada más, y va a haber gente de distintas generaciones cantando canciones que para muchos de ellos no habían nacido cuando las habíamos hecho. - ¿Cómo surgió la idea de este concierto? - Surgió porque de pronto a mí me han pedido repetir el concierto cada fecha señalada digamos. Yo tengo también un grupo de fans que se reúnen en un foro que tienen sus chats y todo esto y están ahí presionando, hay que volver a reunir la banda de Rock&Ríos y los Aliados de la noche y de pronto vimos que había esa posibilidad y probablemente ahora era el momento más idóneo porque si tenemos que dejar otros cinco años se nos va a pasar el arroz. - Es un concierto muy exigente, ¿cómo os estáis preparando? Porque os espera casi un entrenamiento, ¿no? - Yo estoy activo, sigo haciendo bolos entonces la parte vocal no está La parte física pues no me voy a poder poner en las mallas de rayas que tenía, pero yo creo que va a ser un concierto diferente. Va a ser más emocional que energético, o sea yo creo que va a haber una energía enorme, pero creo será una energía provocada más por la emoción que por la velocidad. Yo espero que con los músicos que lo vamos a tocar, con las canciones que vamos a tocar y con el cariño y el amor de todos los compañeros que van a venir yo creo que va a ser algo bonito, pero siempre queda la incógnita. Yo vivo en pleno sacerdocio, hago todos los días deporte, intento no pasarme Bueno, la época de las golosinas pasaron y entonces ahora hay que cuidarse. - He leído que ya ni fumas. - No, llevo ya sin fumar un largo tiempo, como el título de mi disco. - Toda una vida encima de los escenarios y no podía ser de otra manera. Me imagino que la valoración es buenísima. - Sí, hombre, la valoración la tienen que hacer los demás. Yo no puedo quejarme porque sería imbécil porque el hecho de vivir sesenta años de este oficio tan selectivo, tan difícil, pues ya es para agradecerlo y que se me sigan ocurriendo canciones nuevas después de sesenta años pues es para estar muy contento y orgulloso en el sentido de que estoy ahí. - Muchos días en la carretera, ¿no? - Sí es que como fuera de casa en ningún sitio. - ¿Cómo ha sido retomar la vida tras el confinamiento y la gente con la mascarilla? ¿Cómo estás actuando? - Pues cuando veo al público con mascarilla yo canto alguna canción o un trozo de canción con mascarilla porque creo que es muy emocionante ver el civismo de la gente. Se habla mucho de negacionistas y tal, pero toda la gente que viene a los conciertos no es así. Este fin de semana estuvimos en Granada, hicimos dos conciertos en el Palacio de Congresos de la ciudad y estaba la sala llena de gente con mascarillas, cantan con mascarillas y los ves en los ojos que se están riendo, que lo están pasando bien. Creo que nos ha tocado esto porque nosotros hemos estado mucho tiempo viviendo en el borde del precipicio abusando de la naturaleza de una manera muy abusiva y de repente algo te tiene que pasar de recibo y esto pues son unos virus que ahora tendremos que aprender a convivir y combatir y solamente se puede hacer desde la razón, no desde la irracionalidad. - Ayer decía Masiel que la pandemia ha hecho mucho daño a los artistas porque sois personas más sensibles. Lo decía a raíz de la muerte de Verónica Forqué, no sé si tú la conocías y si estás de acuerdo en eso. - Bueno, yo creo que a los albañiles le habrá pasado lo mismo A Verónica la conocía, me parecía una mujer maravillosa. Teníamos la misma foniatra y yo me la encontraba y era una chica que sabía muchísimo de voz, una de las voces más personales, pero la salud mental es algo que hay que mirar y no solo porque a Verónica tomara esa decisión sino porque está flotando en el ambiente por la pandemia y muchísimo antes que la pandemia. Igual que vamos al doctor del hígado, tendríamos que ir al doctor de las neuronas y eso es así, y no entiendo como en una sociedad tan avanzada como la nuestra pueda haber algún tipo de tabú o algo parecido respecto a eso y que no sea la seguridad social quién esté abanderando eso me parece simplemente bochornoso. - Estamos a punto de cambiar de año, ¿algún deseo? Aparte de que se llene ese concierto. - El deseo más importante es seguir vivos.

Ficha técnica


Fecha 16/12/2021
Parte 1
Duración 00:07:19
Sonido Totales
Edición Editado
Localización Madrid
Firma Europa Press

Relacionados