Para acceder a este vídeo, solicite acceso al departamento comercial.

Foto del vídeo

Elsa Anka se deshace en halagos hacia sus hijos

Elsa Anka habla de cómo son sus hijos: "Mi hijo es el que tiene más espíritu artístico, ha tocado el piano de oído, en la pandemia se compró una guitarra que no sabes a estas alturas cómo la toca, por él solo, es el que tiene más esencia de artista en ese sentido, pero es el más discreto, más introvertido, no va a mostrarlo seguro". En cuanto a si se considera una madre protectora, reconoce: "La condición de protección viene con ser madre, sí que me siento protectora, pero he aprendido, yo les he educado a ser buenas personas, que tengan unos valores pero ellos continuamente te enseñan cosas. He aprendido a soltar, estar ahí, poner esa red y acompañarles, un proceso bonito". Aunque intenta ayudar y aconsejar a sus hijos, reconoce que tienen que vivir la vida por ellos mismos: "La vida está para vivirla y para experimentarla tú, hay veces que quieres salvarles de cosas pero no puedes, al final tu misión es poner una red, tú ves que se la van a dar y dices, lamentablemente creo que se la tienen que dar". Con muchas ganas de trabajar en televisión con su hija Lidia, comenta: "Ya está inventado, pero tratarte más desde dos puntos de vista, de diferentes generaciones. Hicimos un trabajo muy bonito hace unas semanas, de tres mujeres que nos conocemos desde hace 30 años y con nuestras hijas que tienen la misma edad y fue una cena súper rica". Conocedora de la historia que está contando Rocío carrasco, Elsa se muestra muy discreta y cauta: "Ya está inventado, pero tratarte más desde dos puntos de vista, de diferentes generaciones. Hicimos un trabajo muy bonito hace unas semanas, de tres mujeres que nos conocemos desde hace 30 años y con nuestras hijas que tienen la misma edad y fue una cena súper rica". Total Elsa Anka: - Qué bien vernos, otra vez los temas. - Ya era hora. Un poco liberada, nos hemos hecho PCR, obviamente para estar así, yo me vacuno el domingo, veros todavía impacta, pero por lo menos estamos dando pasitos, hay que tener optimismo y buena predisposición. - Otra cosa no pero optimista un rato. Me trasmites energía. - Me alegro muchísimo. Me dicen que soy muy serena, creo que también. Optimista creo que lo dices por la sonrisa que procuro no perder nunca. La gente se piensa que cuando siempre estás sonriendo no te pasan cosas malas pero cada uno afronta los temas de manera diferente, yo tengo mis momentos de miedos e inquietudes pero es muy importante el ser positivo, con esa sonrisas y afrontar todos los baches que vienen con ganas y con fuerza. La sonrisa es importantísima, te hace despegar. - ¿Cómo te cuidas? - Como puedo. Ya los años se notan un poquito. - Y qué años y qué envidia. - Bueno, las nuevas generaciones cuando lleguen a mi edad estarán mejor, esto es así. Me cuido porque tengo esa necesidad, cuidarme en todos los aspectos. Para tener calidad de vida. Los años que nos toquen de alargar que sean de calidad, me cuido la alimentación, procuro hacer ejercicio, he perdido fuerza de voluntad para ello, pero yo sigo, vivo un poco del recuerdo, me he machacado antes pero ahí sigo. Evidentemente la belleza entendida desde un punto de vista saludable, la belleza está considera como algo muy superficial, algo banal y no. No hace falta que tengas los rasgos perfectos, una mujer bella puede desprender, tiene que estar sana por dentro, tiene que reflejarlo su piel. Si ayudas con buena cosmética, ahí estamos. - ¿Alguna vez te obsesionaste con la belleza? - Perder la cabeza no, me ha podido preocupar más en un momento u en otro. Yo he tenido alteraciones en la piel, me molesta, obsesionar no. Soy una persona que huye de los extremos, todos sabemos lo que es malo, en extremo lo malo es peor pero lo bueno en extremo es malo también. Para mí el equilibrio ha sido una de mis obsesiones. - Hay un exceso entre los jóvenes por cuidarse quizás. Quizás a raíz de las redes sociales. - Estamos viviendo en una era que está influyendo mucho a la gente joven y eso sí que les hace obsesionarse. La educación es importantísima hacia nuestros hijos, de la misma manera que les llevas a ver una película y saben que son actores y que no es realidad, tienes que enseñar a los niños a que cada uno es como es. Yo a los 20 me preocupaba más por el físico que por el interior, la inmensa mayoría, aparte de tus estudios y tal. Eso se va curando con los años, cuando te das cuenta que la salud es más importante. En contra de esta juventud están las redes, pero ya vamos tarde a educarnos en ello, no tenemos que parecernos a nadie, si una cuelga una foto retocadísima con poca cintura y un culo espectacular, genial. - Tú tienes a hijos veinteañeros. - 27 Y 20 - Vaya década. Has comentado que volverías a los 30. ¿Le das algún consejo a tus hijos? - Continuamente, pero ves que la vida está para vivirla y para experimentarla tú, hay veces que quieres salvarles de cosas, pero no puedes, al final tu misión es poner una red, tú ves que se la van a dar y dices, lamentablemente creo que se la tienen que dar. - ¿Eres muy protectora? - La condición de protección viene con ser madre, sí que me siento protectora, pero he aprendido, yo les he educado a ser buenas personas, que tengan unos valores, pero ellos continuamente te enseñan cosas. He aprendido a soltar, estar ahí, poner esa red y acompañarles, un proceso bonito. - Difícil. - Sí, muy difícil. La educación es muy difícil. - A la mayor el gusta la televisión ¿El pequeño? - Es el que tiene más espíritu artístico, ha tocado el piano de oído, en la pandemia se compró una guitarra que no sabes a estas alturas cómo la toca, por él solo, es el que tiene más esencia de artista en ese sentido, pero es el más discreto, más introvertido, no va a mostrarlo seguro. - Empezó AD. - Sí, ahora se ha cambiado, está haciendo marketing y publicidad, trabaja sus tres días a la semana como tantos chavales que saben que cuesta esfuerzo y para sus cosas él tiene que autoabastecerse. - Nos sorprenderás con un proyecto televisivo. - No, van saliendo cosas, íbamos a retomar una cosa de televisión que hice que al final no ha salid. Por detrás está la idea de hacer algo con Lidia, dos generaciones, eso es chulo, pero no está. - Si estuviese en tu mano qué harías. - Eso mismo, ya está inventado, pero tratarte más desde dos puntos de vista, de diferentes generaciones. Hicimos un trabajo muy bonito hace unas semanas, de tres mujeres que nos conocemos desde hace 30 años y con nuestras hijas que tienen la misma edad y fue una cena súper rica. - ¿Echas de menos la tele? - Sí, yo veo una cámara y me vuelvo loca, no te lo voy a negar, me encanta. Es donde me siento cómoda, me gusta mucho. - Hay una mujer que está muy presente en la vida de todos, Rocío Carrasco. - C - Sorprendida por lo que está contando. - Sí, claro, era muy al principio. Es un tema muy delicado, para hablar de él tienes que hablar sabiendo, no soltando una frase y ya está. - Parece que todos tenemos opinión. - Sí.

Ficha técnica


Fecha 13/05/2021
Parte 1
Duración 00:09:04
Sonido Totales
Edición Editado
Localización Madrid
Firma Europa Press

Relacionados